Ratio: 5 / 5

Inicio activadoInicio activadoInicio activadoInicio activadoInicio activado
 

 

fese

POLÍTICA

Por: Marcelo Rivera

SUS RAÍCES HISTÓRICAS Y FUNDACIÓN EL 5 DE OCTUBRE DE 1966.

Escarbar en lo profundo de nuestra historia para rescatar de ella el valioso aporte del movimiento estudiantil secundario y universitario

en el Ecuador es una tarea obligatoria; mucho más cuando se trata de una organización como la FESE que durante sus 50 años de vida ha jugado un rol muy importante en nuestra historia.

La FESE se constituye en un periodo de intensa movilización y ascenso de la lucha de las masas, en especial de la juventud; la década del 60 arranca signada por el influjo de la revolución Cubana del 59, en el imaginario de la juventud está presente la figura del Che Guevara y de los barbudos guerrilleros que desafiaron la tiranía de Batista; en Ecuador la “crisis del banano” germinó un poderoso movimiento popular que exigía respuestas frente al desempleo, el alto costo de la vida, y la pobreza que golpeaba con fuerza a los hogares humildes; el movimiento estudiantil secundario había experimentado ya varios momentos de lucha, en 1956 y 1957 los estudiantes del colegio Maldonado en Riobamba decretaron una huelga general para rechazar el cobro de 0.50 centavos a los exámenes, el gobierno socialcristiano de Camilo Ponce reprime brutalmente a los jóvenes huelguistas, provocando la muerte de tres estudiantes, entre ellos el joven Zapata, situación que provocó que los colegios Vicente Rocafuerte en Guayaquil, el Instituto Nacional Mejía y Juan Montalvo en Quito se declaran en huelga. [1]

Es evidente que el movimiento estudiantil secundario estaba fuertemente influenciado por diversos grupos de izquierda que actuaban al interior de los colegios, a través de las expresiones juveniles de los partidos comunista, socialista, miristas, los liberales, entre otros.

Para 1959 se constituye la Unión Revolucionaria de la Juventud Ecuatoriana - URJE, que tiene su antecedente en la Unidad Anti-Conservadora que venía enfrentado a los gobiernos de Velasco Ibarra y Ponce Enríquez. El 2 y 3 de junio de 1959 se produce la matanza estudiantil en Guayaquil, varios estudiantes caen abatidos en medio de las revueltas que se desarrollaron en el puerto principal, en respaldo a los estudiantes de la ciudad Portoviejo quienes protestaron por el suicidio del conscripto José “papi” García, a consecuencia de los constantes maltratos del capitán Hugo Quevedo; el periódico El Telégrafo narra los hechos  acaecidos esos días de la siguiente forma:                         

“Alumnos de los principales colegios del Puerto Principal decretaron el 2 de junio un paro de 48 horas que tuvo el respaldo ciudadano, pues exigían la renuncia de los ministros de Gobierno, Carlos Bustamante Pérez; de Educación, José Baquerizo Maldonado; de Defensa, Gustavo Diez Delgado; del gobernador y de otros funcionarios, como el jefe de Seguridad Política, Francisco Adoum. Al atardecer del 2 de junio, la manifestación estudiantil de solidaridad convocada en Guayaquil fue acorralada por la policía en la esquina de las calles Boyacá y 10 de Agosto, donde está ubicado el edificio patrimonial de Diario El Telégrafo, con un saldo trágico de cinco muertos a bala, debido a que los estudiantes y miembros de la Unión Revolucionaria de la Juventud Ecuatoriana (URJE) habían convertido a las calles 10 de Agosto y Boyacá en su cuartel general.

Esa noche, la caballería intentó retomar el control, pero los jóvenes respondieron con cohetes y bolas de vidrio que inutilizaron a los caballos. La Policía secuestró los cadáveres, pero estudiantes, trabajadores y desempleados se lanzaron a las calles con algunos delincuentes infiltrados que protagonizaron los primeros saqueos.

Al comenzar el 3 de junio, los estudiantes rescataron los cuerpos de sus compañeros y los trasladaron a la Casona Universitaria para honrarlos. La muchedumbre que acudió llevó los cadáveres al Cementerio General y, una vez concluido el sepelio, al caer la noche, se lanzó la consigna de “¡A quemar la Pesquisa, a quemar la Pesquisa!” -el Servicio de Inteligencia de la Policía ubicado en 9 de Octubre y Esmeraldas- que era odiada por el pueblo debido a las detenciones ilegales y brutales palizas a los detenidos.

Nadie supo informar dónde estaban los cadáveres del 2 y 3 de junio de 1959. Se presume que los arrojaron a una fosa común cerca de la base de San Antonio. Tampoco se conoce quiénes fueron los autores materiales de la masacre. Tres días antes, Luis Ricardo Piñeiros había recibido una condecoración en Washington y  fue homenajeado por la oligarquía guayaquileña. Camilo Ponce declaró que en Guayaquil solo habían caído unos cuantos “hampones y prostitutas”.

El cuarto Velasquismo tuvo unos pocos meses de duración, en las elecciones presidenciales de junio de 1960 resultó triunfante el Dr. Velasco Ibarra, quien se posesionó en medio de una aguda crisis económica profundizada por la aplicación de nuevos gravámenes e impuestos, esto exacerbó las movilizaciones estudiantiles. “El 6 y 7 de noviembre de 1961 la juventud se levantó iracunda contra la tiranía y por la libertad y echaron abajo al gobierno corrupto de Velazco Ibarra”[2].

A propósito de este acontecimiento el periódico El Universo reseñó lo siguiente:

“UNIVERSITARIOS Y ALUMNOS SECUNDARIOS REALIZARON VIOLENTAS MANIFESTACIONES CONTRA EL GOBIERNO Y ALCALDE, SIENDO REPELIDOS”

SUCESOS INICIARONSE FRENTE AL PALACIO MUNICIPAL EL QUE INTENTARON TOMÁRSELO.

COMANDO DE ZONA IMPUSO DESDE ANOCHE A LAS 7 TOQUE DE QUEDA Y SE SUSPENDIERON CLASES EN PLANTELES. PDTE. VIAJÓ AYER A QUITO

Graves disturbios callejeros se produjeron en la mañana de ayer cuando estudiantes secundarios y universitarios, entre los cuales se mezclaron elementos agitadores y extremistas desarrollaron violentas manifestaciones en contra del Gobierno Nacional y Alcaldía de Guayaquil.

Las demostraciones estudiantiles fueron a consecuencia de la muerte del estudiante manabita Segundo Galo Macías, víctima en Cuenca, durante los sucesos del 3 de noviembre. La violencia comenzó frente al Palacio Municipal, cuando los extremistas atacaron a pedradas a los empleados y guardianes de la Alcaldía y se dedicaron a volcar vehículos e incendiarlos.

Es necesario hacer resaltar que entre los estudiantes se habían infiltrado elementos extremistas que se dedicaron a realizar su labor de azuzamiento.

Fue en el sector de las calles Aguirre , Pedro Carbo y Colón- es decir en los alrededores del Palacio Municipal-en donde los disturbios de mayor gravedad se sucedieron y en donde hubo un total de ocho muertos y 20 heridos entre manifestantes, peatones y curiosos.”

Los estudiantes secundarios y universitarios se movilizaron de manera intensa en contra de autodeclarado dictador Velasco Ibarra y en respaldo al vicepresidente Arosemena, quien públicamente solicitó el apoyo de la URJE; la FEUE promovió las movilizaciones callejeras que terminaron con la posesión del nuevo Presidente de la República. Las movilizaciones estudiantiles no cesaron durante el gobierno del Dr. Carlos Julio Arosemena, al contrario, estas se incrementaron en rechazo al rompimiento de las relaciones diplomáticas con Cuba, a consecuencia de las fuertes presiones de los sectores conservadores y derechitas que alcanzó su clímax en marzo de 1962, cuando un grupo de militares se sublevó en la guarnición militar en Cuenca, los alzados exigieron al presidente Arosemena la ruptura de las relaciones con la isla, y la renuncia de varios ministros motejados de “comunistas e izquierdistas”.

Estudiantes en la guerrilla del “Toachi”.

En marzo de 1962 la Convención Nacional de URJE realizada en Guayaquil resolvió implementar las acciones necesarias para el inicio de la lucha armada en el país; formaron parte de este proyecto jóvenes que su edad oscilaba entre 18 y 29 años, muchos de ellos líderes estudiantiles militantes de varios partidos y movimientos de izquierda, quienes encabezaron las movilizaciones callejeras en ese periodo.

El sitio escogido para la acción fue la localidad conocida como “Libertad del Toachi”, ubicada a pocos kilómetros de Santo Domingo de los Colorados, en la zona selvática ubicada en la vía a Quinindé. “Era un punto estratégico. Es una zona subtropical y la intención era comenzar desde ahí a repartir información comunista en las poblaciones cercanas y, de esa manera conseguir más adeptos (...) Los planes iniciales consistían en llegar a la Costa, que siempre ha estado vinculada a procesos revolucionarios”, explica Francisco Carrera, quien en esa época tenía 16 años y estudiaba en el colegio Fray Vicente Solano de Latacunga, en Cotopaxi”[3].

El proyecto guerrillero no prospero, la delación y el seguimiento de agentes infiltrados provocó la detención por parte de las fuerzas militares, quienes rodearon el campamento y apresaron a cerca de 70 personas, la mayoría jóvenes estudiantes.

La junta militar de gobierno 1963 – 1966

El 11 de julio de 1963 el presidente Carlos Julio Arosemena fue depuesto por un golpe militar encabezado por los jefes de las tres ramas: Capitán de Navío Ramón Castro Jijón, de la Marina; Crnel. Luis Cabrera Sevilla, del Ejército; y Tnte. Crnel. Guillermo Freile Posso, de la Aviación; junto con el Senador Funcional por las Fuerzas Armadas, Crnel. Marcos Gándara Enríquez. Esta dictadura de corte “anti-comunista” fue aupada por la embajada de los EE.UU. y la CIA, que para entonces ejercía una fuerte influencia en las altas cúpulas del poder económico y político de la nación; la persecución arreció en contra de todas las organizaciones sociales y populares, ilegalizaron al partido comunista, reformaron la Ley de Educación Superior con la cual intervinieron las universidades, reemplazaron a las autoridades y expulsaron a más 270 docentes bajo la acusación de ser “comunistas”.

En los colegios se aplicaron medidas represivas para evitar el funcionamiento de los consejos o ligas estudiantiles que eran espacios de debate, estudio y organización de los estudiantes secundarios; pese a la dura persecución, los jóvenes buscaron formas de mantenerse en actividad, camuflaban sus reuniones aparentando ser inocentes fiestas o eventos sociales, se convocaban en las instalaciones de las universidades públicas, se realizaban reuniones paralelas a los eventos organizados por la FEUE, entre otras medidas de seguridad.

Por esos años se gestaba de manera silenciosa la constitución de la Federación de Estudiantes Secundarios del Ecuador – FESE, tomando como referente las formas organizativas de la FEUE, que para entonces tenía 22 años de existencia, cabe recalcar que en los primeros estatutos de la FEUE se establece como una de sus tareas fundamentales la organización de la FESE en todas las provincias.

La fundación de la FESE el 5 de Octubre de 1966.

Ubicar el contexto histórico es un aspecto importante para tener una apreciación más objetiva de las condiciones que posibilitaron la constitución de la Federación de Estudiantes Secundarios; no hay que olvidar que en marzo de 1966 la dictadura militar sofoca una revuelta estudiantil en la Universidad Central de Quito, que se movilizó en rechazo a una serie de denuncias de corrupción, el alto déficit presupuestario, y por supuesto, la carestía de la vida, lo cual desató una ola de huelgas, paralizaciones y manifestaciones en todo el territorio nacional.

El ataque a la Universidad Central fue brutal y desproporcionado:

“La última semana de marzo el desprestigio del Gobierno de las Fuerzas Armadas alcanzó límites de vergüenza nunca vistos en la historia del país, cuando –al igual que meses antes lo había hecho en la Universidad de Guayaquil- profanó la docta Universidad Central de Quito, allanó su local y apeló a los medios más canallescos que ningún hombre es capaz de emplear. Ese día, “…Paracaidistas armados, bayonetas en ristre, cubierta la retaguardia con ametralladoras, arrastraron de los cabellos a señoritas y jóvenes estudiantes… ametrallaron puertas y en sus puestos de trabajo golpearon salvajemente a decanos, profesores y alumnos…“ (Manifiesto del H. Consejo Universitario publicado en El Telégrafo el 27 de marzo de 1966)”.

Este acontecimiento indignó a la población capitalina, la juventud y el pueblo se tomó las calles y plazas de la ciudad de Quito, la situación era insostenible para la dictadura, el riesgo de una guerra civil de incalculables consecuencias estaba al orden del día; frente a los graves acontecimiento los militares decidieron abandonar el poder, y entregárselos a una “junta de notables de Quito” quienes organizaron la transición y designan a Clemente Yerovi Indaburú, y posteriormente la Asamblea Constituyente instalada en noviembre de ese mismo año nombra a Otto Arosemena Gómez presidente Interino.

En esas condiciones, y en medio de una situación política convulsionada nace la FESE el 5 de octubre de 1966, en la primera Conferencia Nacional de Estudiantes Secundarios realizada en el Colegio Nacional Mejía. Las delegaciones estudiantiles provenientes de varias provincias, luego de aprobar el orden del día, dan inicio al evento que es considerado por todos los sectores como la Asamblea Constitutiva de la FESE, puesto de que es en noviembre de 1975 cuando se realiza el I Congreso de la FESE.

En la Conferencia Nacional del 1966 es electo Presidente Nacional Fausto Vargas, estudiante del colegio Benalcázar de la ciudad de Quito, militante del Movimiento de Izquierda Revolucionaria – MIR, la presidencia de la FESE la ejerce por muy poco tiempo, ya que fue detenido por las fuerzas militares, acusado de haber arrebatado un fusil a un militar, el cual resultó muerto en el sector de “La Recoleta”, en el sitio donde funciona actualmente el Ministerio de Defensa Nacional; Fausto Vargas pasa en prisión por el lapso de 9 años. [4]

En la Conferencia Nacional del año 1966 confluyen una serie de fuerzas políticas juveniles, en lo fundamental de corte izquierdista, es indudable que la fuerza principal en ese momento la constituía el MIR, junto a los socialistas; según Guido Proaño activista estudiantil de la época, el estatuto fue inscrito por un abogado socialista llamado Jorge González, su hija quien es militante de a FESE redactó la declaración de principios, en uno de los párrafos decía: “La juventud es fuerza indestructible, cuando esta amasada con amor e inspirada en los más grandes y nobles ideales”.

  

Lic. Marcelo Rivera T.

Presidente FESE Nacional 1997 – 1999

Presidente FEUE Nacional 2009

Presidente JRE Nacional 2000 - 2005            

[1] Plus Ultra – Colegio Maldonado – Centenario del papá Maldonado (2011) 

[2] Miranda Pablo – Mi país, la tierra y sus gentes - 2002

[3] Diario EL TELÉGRAFO http://www.eltelegrafo.com.ec/noticias/informacion-general/1/guerrilla-del-toachi-se-ahogo-en-el-intento-de-hacer-la-revolucion

[4] Proaño Guido – Ex Presidente de la JRE, Dirigente de la FESE 1975.  

0
0
0
s2smodern

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar

Portada

OPCION 342

Opción en tu e-mail

Sé parte de nuestra red, suscríbete al boletín electrónico para que recibas en tu e-mail las noticias al día.

Encuéntranos en Facebook

Síguenos en Twitter

Páginas amigas

ecuadorlibrered

kaos

inredh

cedhu 

 en marcha

conaie

tegantai

linea de fuego

 

opciontodos

Acerca de Nosotros

 

OPCIÓN es un periódico que circula a nivel nacional cada quince días. Se editó por primera vez el 21 de enero del 2001. Tiene una línea editorial que se identifica con los sectores populares y movimientos sociales del país, por eso es un medio de comunicación alternativo; alternativo a los intereses políticos, económicos, sociales y comerciales -hegemónicos capitalistas- que guían la acción de los mass media.

JSN Megazine template designed by JoomlaShine.com