Ratio: 0 / 5

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 

espionaje

Por: Francisco Escandón

El escándalo norteamericano de Watergate es recordado como un bochornoso evento que provocó la única renuncia de un presidente en ese país en agosto de 1974. La dimisión de Richard Nixon se generó por la revelación de ilegales y clandestinas prácticas de espionaje, grabación de conversaciones y llamadas telefónicas, ordenadas a los servicios de inteligencia para acosar a opositores políticos e incluso a funcionarios de su gobierno.

Prácticas semejantes se repiten en el curso de la historia. Durante la Guerra Fría emplazada por la hegemonía mundial entre el socialimperialismo soviético -socialismo en las palabras e imperialismo en los hechos- y el imperialismo norteamericano se estructuraron grandes aparatos de inteligencia (KGB y CIA) que cumplieron el papel de espionaje y contraespionaje. Esas actividades y la escalada armamentista de las potencias mundiales pusieron en vilo a la paz mundial y a la existencia misma de la humanidad por la amenaza de una guerra nuclear.

Sin embargo de la derrota transitoria del socialismo real, las actividades de inteligencia y contrainteligencia no han concluido, más bien se han agudizado. En el mundo entero las denuncias y el rechazo al panoptismo (completa vigilancia) estatal de la sociedad se multiplican, aunque resulta curiosa la acusación expuesta por el licenciado Moreno quien acusa al ex presidente Correa de no haberle informado sobre la instalación de una cámara de video en su oficina y de monitorear este dispositivo electrónico desde su celular.

Este hecho evidencia la fragilidad del sistema de seguridad en Carondelet, el abuso de confianza del ex mandatario, pero además una manía regular fetichista de sembrar cámaras, micrófonos y grabaciones del cual el correísmo era adepto[1] como también lo eran los ejecutivos de Odebrecht. Tal parece que aprendieron lecciones de los corruptores o al menos que hacen la venia al refrán quien a hierro mata, a hierro muere.

La sorpresa y molestia del licenciado Moreno es hasta entendible, aunque no oportuna porque el propio Correa le confesó de la existencia de actividades de espionaje (transferencia de documentación) desarrolladas por sus adeptos; sin embargo el reciclaje de sumisos personeros de la anterior administración es una realidad que continúa, nada ha hecho para purgar a estos oportunistas de vieja data.

Pecan de ingenuidad aquellos que desconocen las actividades de inteligencia naturalizadas en el ejercicio del poder político de la década anterior. A la sumatoria común de infiltración y división de las organizaciones sociales y populares, se forzó la fundación de nuevas estructuras sindicales-gremiales corporativizadas y funcionales a la figura del caudillo autócrata de Rafael, se normó jurídicamente las formaciones orgánicas de la sociedad civil y de esta manera ilegalizaron la existencia de algunas organizaciones como la UNE[2] y otras.

Pero quizás la acción más trascendente, en la década anterior, es la constitución de un Estado panóptico y policíaco para lo cual se modernizaron y perfeccionaron los aparatos de espionaje: la creación de la Secretaría Nacional de Inteligencia (SENAIN) mediante Decreto Ejecutivo 1768, de junio del 2009, es la genuina expresión de las concepciones del correísmo acerca de la seguridad pública y del Estado, pues este organismo “responsable de producir inteligencia, inteligencia estratégica y contra inteligencia” ejecutó acciones que develan autoritarismo, violación de libertades y una escalada de violencia y coacción estatal[3].

Pero a juzgar por un conjunto de correos electrónicos filtrados, para la SENAIN una de las fundamentales amenazas a la seguridad pública y del Estado fue la oposición anticorreísta, principalmente la oposición popular, pues sólo en el año 2016 se habrían monitoreado al menos 2100 reuniones ciudadanas (Ortiz, 2017), seguimientos y vigilancia física de activistas, intervención electrónica de teléfonos celulares y de cuentas de mails.

Para operar estas tareas los servicios de espionaje creado por el anterior gobierno tenían la potestad de clasificar los resultados de las investigaciones y actividades para calificarlas como “reservada, secreta o secretísima” y vetar el acceso a este tipo de información hasta por 15 años; es necesario además mencionar que la estructura organizativa de la SENAIN corresponde a una formación altamente centralizada y subordinada al presidente de la República, aunque formalmente se debía rendir cuentas periódicas a otros organismos y poderes estatales. Todo se mentalizó para judicializar y criminalizar a los objetores de conciencia de la administración del decenio anterior con tipos penales plenamente forjados como terrorismo, sabotaje, rebelión, etc.

Esta concepción del régimen precedente es conexo con lo expuesto por el filósofo francés Michel Foucault en el libro Vigilar y castigar. En este título se evalúa las transformaciones de los sistemas penitenciarios occidentales, pero también en parte de sus contenidos establece la similitud de los mecanismos de disciplina carcelarios con los que existen en el sistema educativo y otras instituciones con el propósito del control, la custodia y la corrección social. Pareciera que esta doctrina panóptica y coercitiva denunciada por Foucault es el sustento de la visión correísta que tiene como fin último la pacificación de la sociedad clasista mediante mecanismos que privilegia la vigilancia y castigo de la disidencia hacia su proyecto político modernizador del capitalismo y de renegociación de la dependencia imperialista. 

Resulta por tanto repudiable esta nueva disputa entre el ex y el actual presidente originada por la obsesión controladora de Correa, pero también es cuestionable la continuidad y fortalecimiento que el Licenciado Moreno le da a la doctrina de seguridad pública y del Estado, pues según Rommy Vallejo (Secretario de la SENAIN nuevamente designado para estas funciones) no hay diferencia en el trabajo que desempeña la agencia de espionaje con respecto al gobierno anterior (Ortiz, 2017). 

Lo que sí es diferente es el presupuesto asignado para la Secretaría Nacional de Inteligencia, mientras este año se le entregaría USD. 54,4millones (USD. 10,3millones más que el ejercicio fiscal del anterior año) a la Universidad de Cuenca, por ejemplo, en el Presupuesto General del Estado sus rentas fueron reducidas en alrededor de USD. 18millones.

Por lo tanto, no hay congruencia entre la molestia del licenciado Moreno y la continuidad de su política para fortalecer la SENAIN. No se trata de un “show” como se afirma desde Bélgica, la intimidad de los ecuatorianos estuvo y aún está en riesgo. Corresponde entonces la aplicación un conjunto de medidas puntuales como: desclasificar los archivos de las actividades realizadas por la central de espionaje y contra qué personas y organizaciones estuvieron dirigidas, sancionar civil, penal y políticamente a quienes encabezaron y operaron estas tareas ilegales, y,  eliminar el aparataje de inteligencia fundado para vigilar y castigar a los críticos a la administración pública.

Desmontar el correísmo exige del actual gobierno, desmantelar el Estado panóptico y policíaco,  además de respetar las libertades individuales y colectivas que son señaladas por los propios organismos internacionales. Señor Moreno, no sólo usted es el fisgoneado en este infame remedo de Watergate ecuatoriano.

Recuerde las palabras del prócer de la libertad latinoamericana, José Martí, “la mejor manera de decir es hacer”.

Bibliografía

Marx, C., & Engels, F. (1952). Obras Escogidas. En F. Engels, El origen de la familia, la propiedad privada y el Estado (pág. 302). Moscú: Ediciones en Lenguas Extranjeras.

Ortiz, S. (23 de Septiembre de 2017). El Comercio. Obtenido de El Comercio: http://www.elcomercio.com/actualidad/inteligencia-monitoreo-reuniones-ciudadanas-senain.html

PlanV, R. (20 de Julio de 2017). PlanV. Obtenido de PlanV: http://www.planv.com.ec/historias/sociedad/la-oit-exige-al-gobierno-restitucion-la-une


[1] Hay algunas evidencias asociadas a personajes del correísmo: los conocidos Pativideos grabados durante las renegociaciones de la deuda externa, aquellos filmados por el incómodo tío de Jorge Glas en los que se observa la división de paquetes de dólares en un par de maletas, etc.

[2] El Comité de Normas de la Organización Internacional del Trabajo (OIT) recomendó al gobierno del Ecuador el cumplimiento del Convenio 87 sobre libertad de organización de los trabajadores públicos así: "…su profunda preocupación por la disolución administrativa de la UNE e insta al Gobierno a que tome con urgencia todas las medidas necesarias para que se revoque dicha decisión y que la UNE pueda volver a ejercer de inmediato sus actividades. La Comisión pide al Gobierno que informe sobre todo avance a este respecto." (PlanV, 2017).

[3] Las acciones emprendidas en el gobierno de Correa ratifican la teoría del Estado marxista: “La fuerza cohesiva de la sociedad civilizada la constituye el Estado, que, en todos los períodos típicos, es exclusivamente el Estado de la clase dominante y en todos los casos, una máquina esencialmente destinada a reprimir a la clase oprimida y explotada.” (Marx & Engels, 1952). Por tanto, la máquina capitalista perfeccionada por Rafael está consignada a coaccionar a las clases trabajadoras.

0
0
0
s2smodern

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar

Portada

O opcion

Opción en tu e-mail

Sé parte de nuestra red, suscríbete al boletín electrónico para que recibas en tu e-mail las noticias al día.

Encuéntranos en Facebook

Síguenos en Twitter

Páginas amigas

ecuadorlibrered

kaos

inredh

cedhu 

 en marcha

conaie

tegantai

linea de fuego

 

opciontodos

Acerca de Nosotros

 

OPCIÓN es un periódico que circula a nivel nacional cada quince días. Se editó por primera vez el 21 de enero del 2001. Tiene una línea editorial que se identifica con los sectores populares y movimientos sociales del país, por eso es un medio de comunicación alternativo; alternativo a los intereses políticos, económicos, sociales y comerciales -hegemónicos capitalistas- que guían la acción de los mass media.

JSN Megazine template designed by JoomlaShine.com