Ratio: 0 / 5

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 

movimientos sociales

EDITORIAL

La audacia, mezclada con desesperación, hacen que Guillermo Lasso ofrezca cosas como: “en mi primer mes de gobierno devolveré la vida jurídica a la UNE”. Audacia porque a nadie, con el más mínimo sentido común, se le ocurre que ese gremio, de tradición libertaria y de izquierda, puede tener alguna identidad con un banquero que, además de haber sido parte de la crisis del 99, es representante de la más rancia oligarquía, contra la que siempre ha pelado la UNE. Y desesperación, porque es evidente que el estancamiento que ha sufrido su candidatura desde hace algún tiempo, ponen en riesgo sus cálculos de llegar a la segunda vuelta.

Igual de audaz y desesperada es la candidata de la otra facción derechista, Cynthia Viteri, que llegó con el cuento de que elevará los sueldos a los trabajadores. Su discurso demagógico habla de derechos, pero la historia de su partido político, que ya hizo uno de los más nefastos gobiernos que ha tenido el Ecuador, habla de una práctica fascistoide, de afectación a los intereses de los trabajadores.

La pregunta que a ninguno de estos candidatos les han planteado los entrevistadores de los grandes medios es: usted señor, o señora candidata a la presidencia de la República, ¿aplicará un programa de ajuste económico para enfrentar la crisis en la que queda el país, en caso de resultar electa (o)?

La palabrería neoliberal, de que hay que generar seguridad jurídica para atraer inversión, bajar los impuestos para hacer más competitivas a las empresas y crear empleo, o cosas por el estilo, nada tiene que ver con lo que los ecuatorianos, según algunas encuestas, quieren: el cambio. Es decir, lo que los ecuatorianos buscan como respuesta a la pregunta anterior es: NO, no habrán paquetazos, no se tomarán medidas económicas que afecten a los trabajadores, ni de shock ni graduales, simplemente ninguna medida a las que nos han tenido acostumbrados los gobiernos hasta ahora. Si alguien debe pagar los efectos de la crisis es esa clase poderosa que ha usufructuado todo el tiempo de la miseria y la desesperación de los hogares ecuatorianos.

Las medidas que los dos candidatos mencionados tomarían, de ser electos, no variarían mucho de lo que está haciendo el actual régimen. La situación crítica de endeudamiento externo, por ejemplo, continuaría.

Como menciona Alberto Acosta Burneo, “el servicio de la deuda (los intereses) se ha incrementado. En el 2010 se necesitaban 2 600 millones de dólares, entre capital e intereses, y ahora para poder pagar se necesitan 7 000 millones por año. Entonces, en mediano plazo va a haber graves problemas para pagar la deuda”. Analistas como él, advierten que el próximo gobierno tendrá que implementar lo que denominan “un programa de ajuste”, para enfrentar el déficit que dejará como herencia el correísmo. Esto, por supuesto, incluye un retorno al sometimiento a organismos como el Fondo Monetario Internacional. Es decir, se dejaría al imperialismo chino al que el actual gobierno ha sometido al país, para volver al imperialismo norteamericano. Y por ende, se continuaría con la flexibilización laboral, con el burocratismo y sometimiento a las universidades y sistema de educación pública, se continuaría con la persecución a los luchadores sociales.

Esto significa que ni Lasso ni Vitery, ni cualquier opción correísta significan lo que los ecuatorianos buscan: el cambio.

Ninguna de estas opciones representa el interés de los trabajadores, de los maestros y de los pueblos y nacionalidades, por más demagogia que se planteen en sus estrategias de marketing electoral. Los únicos que representan esos intereses, y que harán el cambio que la mayoría busca son los mismos trabajadores y maestros, pueblos y nacionalidades que luchan en las calles por los derechos y ahora están agrupados en el Acuerdo Nacional por el Cambio.

0
0
0
s2smodern

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar

Portada

O opcion

Opción en tu e-mail

Sé parte de nuestra red, suscríbete al boletín electrónico para que recibas en tu e-mail las noticias al día.

Encuéntranos en Facebook

Síguenos en Twitter

Páginas amigas

ecuadorlibrered

kaos

inredh

cedhu 

 en marcha

conaie

tegantai

linea de fuego

 

opciontodos

Acerca de Nosotros

 

OPCIÓN es un periódico que circula a nivel nacional cada quince días. Se editó por primera vez el 21 de enero del 2001. Tiene una línea editorial que se identifica con los sectores populares y movimientos sociales del país, por eso es un medio de comunicación alternativo; alternativo a los intereses políticos, económicos, sociales y comerciales -hegemónicos capitalistas- que guían la acción de los mass media.

JSN Megazine template designed by JoomlaShine.com